SET


set partículas

$2.100

Compartir:

Pensado para niñxs que iniciaron la marcha. Usable en todas las etapas de bebés y niñxs pequeñxs.

 

1. Bola de crochet: Para agarrar, rodar y tirar, para morder, chupar, tocar, experimentar.
Las bolas alientan el movimiento y el juego para los niños de todas las edades y son perfectos para el juego en solitario o en grupo.
Con una rica textura y de fácil agarre, esta bola que no rueda fácilmente es un elemento de juego imprescindible durante la etapa de exploración, descubre al bebé conceptos como distancia y velocidad, promueve la fuerza y coordinación e invita al desplazamiento.

Edad recomendada: desde los 6 meses. Medidas producto: 7 cm. Material: Hilo de algodón, vellón siliconado.

2. Conejo de lana: Realizado en lana merino sedificada. Suave y con textura. Su tamaño es pequeño para facilitar el agarre, con orejas y cola para chupar y seguir experimentando.
Más adelante, sus rasgos poco definidos brindarán al niño libertad para imaginar como se siente este conejo, promoviendo el juego simbólico y la creatividad sin condicionar.

Edad recomendada: desde los 5 meses. Medidas producto: 11 cm. Material: Lana merino sedificada.

3. Personaje de tela: Este personaje de algodón, invita a conocer texturas y tramas, de formato ideal para las pequeñas manos, propone experimentar y alienta al juego simbólico pudiendo formar parte de un grupo de personajes o ser parte de una escena.

Edad recomendada: desde los 4 meses. Medidas producto: 15 cm. Material: Lienzo de algodón, algodón, paño, tintes no tóxicos.

4. Cucharas de madera: Un elemento suficientemente sólido y de medida ideal para las bocas y las manos de los más pequeños. Para experimentar sonidos en diferentes superficies y golpeándolas entre sí.
Más adelante, se convierte en un básico del juego simbólico en cocinitas, tiendas y casitas. Un objeto polivalente que acompaña a bebés y niñes durante mucho tiempo.

Edad recomendada: desde los 5 meses. Medidas producto: 15 cm. Material: Madera.

5. Cuenco de madera: La sencillez y la riqueza sensorial son valores importantes. El cuenco de madera es pequeño y fácil de tomar, es cálido y permite explorarlo como contenedor, llenándolo y vaciándolo o apilándolo con otras piezas.
Más adelante, se convierte en un básico del juego simbólico en cocinitas, tiendas y casitas. Un objeto polivalente que acompaña a bebés y niñes durante mucho tiempo.

Edad recomendada: desde los 12 meses. Medidas producto: Ø 8 cm. Material: Madera natural con terminacion de cera de abejas.

6. Auto de madera: Para arrastrar y empujar, el auto de madera acompaña en inicio, la etapa de desplazamiento, afianzando conceptos como distancia, velocidad y dirección, refuerza du capacidad de agarre y su juego de muñeca para luego transformarse en otro básico del juego simbólico pemitiendo imaginar escenarios y desarrollando su creatividad.

Edad recomendada: desde los 12 meses. Medidas producto: 7 cm. Material: Madera recuperada con tintes naturales.

7. Frambuesa de crochet: Con una hermosa textura y de fácil agarre, esta frambuesa de hilo, chupables, mordibles y apretables, invitan al juego simbólico.

Edad recomendada: desde los 6 meses. Medidas producto: 4.5 cm. Material: Hilo de algodón

8. Bola de fieltro: Para agarrar, rodar y tirar, para morder, chupar, tocar, experimentar.
Las bolas alientan el movimiento y el juego para los niños de todas las edades y son perfectos para el juego en solitario o en grupo.
Fácil de tomar y manipular, esta bola de fieltro descubre al bebé conceptos como distancia y velocidad, promueve la fuerza y coordinación e invita al desplazamiento.

Edad recomendada: desde los 6 meses. Medidas producto: 5 cm. Material: fieltro de lana teñido.

Seguinos en: